Se volvieron locos. El Barcelona no quiere que nadie se vaya y esta vez aseguró de manera increíble a su central más importante, Gerard Piqué renovó con el club ¨azulgrana¨ con una increíble cláusula que supera toda expectativa.

Los 222 millones que pagaron por Neymar desencajó a la directiva del barca ya que pensaron que sería intransferible, por tal motivo decidió subir las pretensiones de cada jugador para dejarlos ir, con Piqué lo hicieron por 500 Millones de euros.

Con Messi no podía ser la excepción y el argentino tiene una cláusula de 700 millones, Coutinho y Dembelé bordean los 400 millones, con esto queda en claro que los directivos no dejarán ir de manera fácil a sus estrellas, sin embargo en estos tiempos nada es seguro.

 

Por:  Luis Limachi P.

 

DEJA UNA RESPUESTA