Como olvidar. Este domingo se jugará la final del mundial Rusia 2018, una final poca esperada, en realidad no tanto por el lado de Francia pero si por Croacia, sin embargo lo hecho hasta ahora por los croatas es digno de admirar y respeto absoluto.

Pero esta sensación de emoción por el último encuentro nos hace recordar con cierta nostalgia el duelo que sostuvieron Alemania y Brasil en aquel Mundial Corea-Japón 2002, un verdadero partidazo.

Ambas selecciones partían como favoritos, sin embargo el equipo alemán ganaba por la mínima diferencia, mientras que los ¨Scratch¨ aplastaban a sus rivales y sobre todo mostraban un futbol impresionante, y como no hacerlo si tenían a Ronaldo, Ronadinho y Rivaldo, más atrás a Cafú y Roberto Carlos.

Por otro lado la figura de Oliver Kahn crecía, acompañado de un Klose que ya era goleador y un equipo exquisito en lo táctico, sin embargo poco les sirvió ante un Brasil que fue considerada la generación Dorada.

El resultado era predecible , el 2-0 final no se podía culpar a los Europeos, el futbol mostrado por ambos en los 90´ fue aplaudido por todos con la esperanza de ver más encuentros así, y es la misma emoción que se siente para este domingo donde Francia y Croacia se enfrentarán.

 

Por:  Luis Limachi P.

DEJA UNA RESPUESTA